NOTICIAS ANTES DEL FIN
Una oasis conservador en un desierto liberal

Videos, Sermones y Más!
Sólo sitios recomendados por ADF
15 ÚLTIMOS ARTÍCULOS
(Pastor Dawlin Ureña)

Sermón del Pastor Dawlin Ureña


¿De una piedra a un ser humano? ¿Del salvajismo a la sofisticación?
Pastor Ureña, ¿Cuáles son las señales del Rapto?
Estados Unidos, Obamacare y el voto hispano
Los amoríos de Obama y los medios.
Pastor, ¿Cómo sé si soy salvo?
Re-visitemos el Sello de la Bestia...
¿Estuvo Jesús casado?
¡Peco si le pido a mi esposa que use lencería?
Pastor, ¿Atacará Israel a Irán en Octubre?
Pastor "¿Cómo muerieron los apóstoles?"
Pastor, ¿Qué busca el Curiosity en Marte?
Darwinismo, "resposable del avance de la ciencia"
Isaías 17, ¿Un oráculo contra Damasco?
Pastor, ¿Qué enseña el Hinduismo?
¿Por qué Satanás odia tanto a Israel?

Sermones recientes
(Pastor Dawlin Ureña)

Plan de Dios visto a través de la historia. Parte 2
Plan de Dios visto a través de la historia. Parte 1
Raíces y evantamiento del Islam. 1ra Parte

Sermones Pasados
Cada vez más iglesias alquilan campanarios como torres para celulares para cubrir déficits por el desplome de la economía de Obama

(Noticias-ADF). - Las personas que demandan un mejor servicio de telefonía celular sin tener que mirar a un montón de nuevas torres pronto podrían tener respuesta a sus oraciones.

"Los campanarios de las iglesias hacen un lugar excelente para una antena celular", dijo John Britton de AT & T. "Hay buena ubicación en ellos. Estos lugares, en virtud de ser tan altos, proveen una buena conectividad y la gente ni siquiera los ve. "

Esas puntas en que terminan las torres de muchas iglesias son las últimas "torres" lugar donde se ocultan en sitio llano.

Debido al desplome de los ingresos de la mayoría de las iglesias, especialmente aquellas megas estructuras que se han endeudado grandemente, y ahora no tienen cómo cumplir con sus compromisos porque los feligreses han mermado en sus diezmos y ofrendas, han hecho que muchas iglesias recurran al Plan B y esta forma de ingreso es sólo una de ellas. Básicamente desacrar el templo con una antena comercial para sacar un poco de dinero.